LKS_jointventure

10 pasos para hacer un contrato joint venture de éxito

Publicado por:

Un Joint Venture es un tipo de alianza estratégica o comercial entre dos o más partes, que ayuda a disminuir costes y riesgos, ya que se asumen entre varios socios. Este tiene una duración de tiempo limitada y el objetivo es obtener beneficios a largo plazo.

Pongamos un ejemplo de joint venture con una empresa que fabrica fertilizantes y quiere comenzar a abrirse mercado en Chile. Esta en vez de crear nuevos canales de distribución en este país, firma un contrato joint venture con otra compañía de Chile para distribuir sus fertilizantes. Ambas empresas compartirán las inversiones y los riesgos, al igual que los resultados de la empresa creada. Normalmente da buenos resultados porque es más fácil vender a través de otra empresa que entrar directamente en un país sin conocer cómo funciona el mercado o la burocracia. Además, ambas aportan conocimiento y experiencia, lo que seguramente hará más fácil mermar a la competencia.

Como hemos comentado anteriormente su duración es limitada, entre uno y tres años. A partir de ese momento la cooperación entre ambas partes suele ser más estrecha.

10 pasos para firmar un contrato joint venture con éxito:

  1. Establecer un proyecto específico
  2. Debe de firmarse un contrato con las cláusulas mínimas
  3. Definir los aportes de capital
  4. Establecer las utilidades y funciones administrativas de cada uno
  5. Diseñar las actividades conjuntas
  6. Especificar una hoja de ruta
  7. Diseñar el presupuesto de inversión
  8. Establecer el tiempo de duración
  9. Establecer recursos (humanos, financieros, materiales, tecnológicos)
  10. Definir los procesos administrativos y los procesos operacionales

Recuerda que los joint venture se tramitan según las leyes vigentes de cada país y la figura comercial elegida por los socios, tanto para el acuerdo propiamente dicho, como para los documentos auxiliares.

Tipos de joint ventures

Horizontales: Cuando es creada entre competidores directos, y además, la empresa que se crea es del mismo sector.

Verticales: Cuando es creada por empresas que serán proveedores o clientes de la nueva. Igualitarias: Cuando los socios poseen el mismo poder de influir en la toma de decisiones de la empresa.

Mayoritarias: Cuando uno posee mayor poder que el otro

Nacionales o internacionales: Cuando son creadas entre empresas de un mismo país o  de distintos países.

Pese a que ningún contrato joint venture es igual a otro, a continuación te mostramos los puntos generales que deberías incluir en el contrato:

  1. Señalar el objeto de la empresa conjunta (objeto social)
  2. Características y forma de operación de la empresa conjunta (principios de operación, principios comerciales, capital social de la empresa conjunta, financiación inicial y financiación adicional de la empresa conjunta…)
  3. Gastos
  4. Incumplimientos
  5. Fuerza mayor
  6. Legislación aplicable y arbitraje
  7. Notificaciones
  8. Condiciones suspensivas

0
5

Únete a nuestro canal de innovación

Entérate de las últimas novedades.
Recibe nuestros artículos directamente en tu bandeja de entrada.

Suscríbete ahora

Sin Comentarios

Enviar un comentario

Artículos relacionados